¿De dónde viene la palabra "Deseret"?

Octubre 27, 2017
Imagen de Adobe Stock
KnoWhy #236
Imagen de Adobe Stock
"Y también llevaron con ellos deseret, que interpretado significa abeja obrera"
Éter 2:3

El Conocimiento

Cuando el hermano de Jared y sus compañeros viajaron, "también llevaron con ellos deseret, que interpretado significa abeja obrera" (Éter 2:3). Esta es la única vez en el Libro de Mormón donde el texto da una definición para una palabra jaredita.1 Pero ha resultado difícil demostrar de dónde viene la palabra en el antiguo Cercano Oriente. "Hasta que se puedan determinar las posibles afinidades lingüísticas para los nombres jareditas, todas las sugerencias de etimologías de nombres jareditas deben seguir siendo más especulativas que sustantivas".2 Además, la palabra "deseret" no se traduce como "abeja" en ningún idioma antiguo conocido de Mesopotamia.

Hugh Nibley, sin embargo, propuso una posible explicación egipcia para los orígenes de la palabra. El argumento de Nibley fue bien resumido por Stephen Parker, en la Enciclopedia del Mormonismo:

En egipcio, dšrt significa la corona roja (del rey del Bajo Egipto). La palabra egipcia para abeja es bt. En la discusión del signo dšrt Alan Gardiner, en Gramática Egipcia, afirma que [el glifo para la corona dšrt] se usó para reemplazar [el glifo de abeja] en dos títulos egipcios donde [el glifo de abeja] se usaba para significar... el Rey del Bajo Egipto. ... Esta sustitución de [la corona dšrt] para [la abeja] ha llevado a Nibley a asociar la palabra egipcia dšrt y la palabra deseret del Libro de Mormón.3

Imagen por Book of Mormon Central

En general se supone que el hermano de Jared y sus compañeros partieron de Mesopotamia, por lo que una explicación egipcia de la palabra puede parecer extraña al principio.4 Sin embargo, la evidencia para la apicultura en la antigua Mesopotamia es básicamente inexistente. Según Ronan J. Head, "en una cultura que ha producido literalmente cientos de miles de tablillas cuneiformes existentes que detallan todos los aspectos concebibles de la vida, incluida la agricultura, el silencio sobre la apicultura es sorprendente".5 Por lo tanto, si los jareditas se fueron de Mesopotamia, debieron haber obtenido sus abejas de una cultura externa. 

Ya en el 3300 a. C., existen claras conexiones culturales entre Egipto y Mesopotamia.6 Si los jareditas obtuvieron sus abejas a través de un intercambio con Egipto, esto podría explicar por qué usaron un término egipcio, y la razón por la cual la palabra se define en el texto. La apicultura habría sido desconocida para Jared y su familia como mesopotámicos, por lo que habrían tenido que adoptar una palabra extranjera (deseret). Esto explica por qué la palabra necesitaba ser definida.

Si bien la propuesta de Nibley es brillante, es "casi demasiado brillante", según Kevin Barney.7 Barney sugirió alternativamente que deseret está conectado a la palabra hebrea para abeja, deborah (dbrh), con la letra final -t siendo la forma más antigua de la palabra.8 Barney admite que no "tiene una solución similar" para la subestación de b a s, pero es posible que la palabra pueda estar relacionada con el hebreo debido a un pequeño error en la pronunciación u ortografía.9

El Porqué

Mientras compendiaba la traducción de Mosíah de las planchas de Éter, Moroni debió sorprenderse por la idea de que los jareditas habían llevado consigo un "deseret". Queriendo dejar en claro este punto notable, Moroni proporcionó la traducción de esta palabra como "abeja obrera". Luego explicó que los jareditas habían llevado consigo "enjambres de abejas" y "semillas de todas clases" al valle de Nimrod, tal vez porque él sabía la importancia de las abejas obreras para la polinización de cultivos. Esto habría preparado al grupo para hacer lo que el Señor les ordenó que hicieran: mudarse a una tierra inestable.

La bandera de Utah con el símbolo industrial, la colmena. Imagen de Wikimedia Commons.

Como las abejas pueden simbolizar el trabajo duro, la mención de las abejas aquí sería apropiada, considerando la cantidad de trabajo que se necesitaba para hacer que la migración jaredita fuera un éxito. Por razones similares, la palabra deseret se hizo común entre los pioneros Santos de los Últimos Días en Utah. Era el nombre original que los mormones le dieron al territorio de Utah, y hasta el día de hoy sigue siendo el nombre de una tienda de segunda mano, un periódico, un editor de libros y una cooperativa de crédito.10

Para los Santos de los Últimos Días, una abeja obrera "es un símbolo del trabajo y la industria".11 Evoca paralelismos con otros casos en la Biblia y el Libro de Mormón donde las tierras de promisión han sido llamadas tierras de leche y miel (Éxodo 3:8; 1 Nefi 17:5). Cualesquiera que pudieran ser los orígenes antiguos de deseret en el Libro de Mormón, el uso moderno por parte de los mormones plantea una sorprendente repetición de la historia antigua.

Nibley notó que los primeros egipcios vinieron del área más fértil a una región desértica y la llamaron "la tierra de la abeja" y usaron la corona dšrt como símbolo de su nuevo asentamiento. Por lo tanto, es "una coincidencia muy pintoresca que cuando el pueblo del Señor emigró a una tierra prometida en estos últimos días, llamaron a la tierra Deseret y tomaron como símbolo de su sociedad y gobierno a la abeja".12 Nibley continuó:

Imagen de Sergey Lavrentev a través de Adobe Stock

El libro de Éter es, por supuesto, directamente responsable de esto, pero es difícil ver cómo el libro pudo haber producido una repetición tan asombrosa de la historia sin tener una base histórica real.

Si bien hay más para explorar sobre los orígenes de deseret  y las prácticas de apicultura en el mundo antiguo, Nibley llegó a la conclusión:

Cuando un registro histórico de cualquier período nombra personas e instituciones que realmente existieron, siempre se asume que el registro en cuanto a esas cosas tiene vínculos auténticos con el pasado. Tanto deseret como las abejas parecen estar en el mundo crepuscular de la prehistoria, ocultándose y explicándose alternativamente, pero nunca muy apartados. Los numerosos lazos y paralelismos que al final deben aclarar el asunto aún esperan una investigación. Basta que la presente demuestre que existe tal evidencia.13

Otras Lecturas

Hugh Nibley, Lehi in the Desert/The World of the Jaredites/There Were Jaredites, The Collected Works of Hugh Nibley: Volume 5 (Salt Lake City and Provo, UT: Deseret Book and FARMS, 1988), 189–194.

Stephen Parker, “Deseret,” en Daniel H. Ludlow, ed., Encyclopedia of Mormonism (New York: Macmillan, 1992), 1:370–371.

Kevin L. Barney, “On the Etymology of Deseret,” BCC Papers 1, no. 2 (November 2006): 1–11.

 

  • 1. Paul Y. Hoskisson, “Deseret,” en Book of Mormon Reference Companion, ed. Dennis L. Largey (Salt Lake City, UT: Deseret Book, 2003), 230.
  • 2.Deseret,” Book of Mormon Onomasticon, ed. Paul Y. Hoskisson.
  • 3. Stephen Parker, “Deseret,” en Encyclopedia of Mormonism, 4 vols., ed. Daniel H. Ludlow (Nueva York: Macmillan, 1992), 1: 371. Véase Hugh Nibley, Lehi in the Desert/The World of the Jaredites/There Were Jaredites, The Collected Works of Hugh Nibley: Volume 5 (Salt Lake City and Provo, UT: Deseret Book and FARMS, 1988), 189–194 para su discusión completa de deseret.
  • 4. John L. Sorenson, An Ancient American Setting for the Book of Mormon (Salt Lake City and Provo, UT: Deseret Book, 1985), 119. Sin embargo, hay algún desacuerdo sobre cuándo sucedió esto. Véase Brant A. Gardner, Second Witness: Analytical and Contextual Commentary on the Book of Mormon, 6 vols. (Salt Lake City, UT: Greg Kofford Books, 2007–2008), 6:146–149.
  • 5. Ronan J. Head, “A Brief Survey of Ancient Near Eastern Beekeeping,” FARMS Review 20, no. 1 (2008): 62.
  • 6. John N. Postgate, Early Mesopotamia: Society and Economy at the Dawn of History (New York, NY: Routledge, 1992), 56.
  • 7. Kevin L. Barney, “On the Etymology of Deseret,” BCC Papers 1, no. 2 (November 2006): 3.
  • 8. Barney, “On the Etymology of Deseret,” 5–6.
  • 9. En proto-semita, el idioma principal del hebreo y otras lenguas antiguas del Cercano Oriente, la palabra para abeja habría sido dvrt, la cual podría confundirse fácilmente con deseret (dsrt) si uno lo leyera en voz alta. además, las letras v, s y z en dos alfabetos antiguos también podrían haberse confundido fácilmente, causando que alguien (¿Moroni?) escribiera la palabra como dsrt en lugar de dbrt. Para una discusión de proto-semita, véase James L. Kugel, How to Read the Bible: A Guide to Scripture, Then and Now (New York, NY: Free Press, 2007), 87–88. Si bien la historia textual completa de Éter 2:3 es oscura, es posible que la palabra "deseret" haya ingresado al texto en Éter 2:3 a través de la traducción del rey Mosíah del registro jaredita en las 24 planchas de oro, él había aprendido algo de egipcio de su padre, el rey Benjamín (Mosíah 1:4).
  • 10. Véase Val Brinkerhoff, “The Symbolism of the Beehive in Latter-day Saint Tradition,” BYU Studies Quarterly 52, no. 2 (2013): 140-50.
  • 11. Jeffrey Ogden Johnson, “Deseret, State of,” en Encycolopedia of Mormonism, 1:371.
  • 12. Hugh Nibley, The World of the Jaredites, 193.
  • 13. Nibley, The World of the Jaredites, 193–194.