Rey Benjamín
"Llamando a la Iglesia a la Conciencia Profética", Imagen vía P2ALM
KnoWhy #136
"¡Oh, si fuera yo un ángel y se me concediera el deseo de mi corazón, para salir y hablar con la trompeta de Dios, con una voz que estremeciera la tierra, y proclamar el arrepentimiento a todo pueblo!"
Alma 29:1
Antiguo templo Maya, imagen vía Adobe Stock
KnoWhy #112
"Y ahora os pregunto, hermanos míos de la iglesia: ¿Habéis nacido espiritualmente de Dios? ¿Habéis recibido su imagen en vuestros rostros? ¿Habéis experimentado este potente cambio en vuestros corazones? ¿Ejercéis la fe en la redención de aquel que os creó? ¿Miráis hacia adelante con el ojo de la fe...?"
Alma 5:14-15
Representación artística del Siglo XXI de las Planchas de Oro, Urim y Tumim, Espada de Labán y Liahona. Imagen vía Wikipedia.
KnoWhy #99
“Ahora bien, Limhi nuevamente se llenó de alegría al saber, por boca de Ammón, que el rey Benjamín tenía un don de Dios mediante el cual podía interpretar tales grabados”
Mosíah 21:28 edición de 1830 del Libro de Mormón
Los espectáculos o intérpretes, por Anthony Sweat
KnoWhy #86
“[U]n vidente es mayor que un profeta”.
Mosíah 8:15
El rey Benjamín usó la antigua práctica del paralelismo de Oriente en su famoso discurso. Imagen vía lds.org
KnoWhy #83
"Y quisiera que también recordaseis que este es el nombre que dije que os daría, el cual nunca sería borrado, sino por transgresión; por tanto, tened cuidado de no transgredir, para que el nombre no sea borrado de vuestros corazones".
Mosíah 5:11
 Rogier van der Weyden, El Descenso de la Cruz. (c.1435) Museo del Prado, Madrid vía Wikipedia
KnoWhy #82
"¡Oh, ten misericordia, y aplica la sangre expiatoria de Cristo para que recibamos el perdón de nuestros pecados, y sean purificados nuestros corazones...!"
Mosíah 4:2
Pandemonio, por John Martin, 1841, vía Wikipedia
KnoWhy #81
"De manera que si ese hombre no se arrepiente, y permanece y muere enemigo de Dios, las demandas de la divina justicia despiertan en su alma inmortal un vivo sentimiento de su propia culpa que lo hace retroceder de la presencia del Señor, y le llena el pecho de culpa, dolor y angustia, que es como un fuego inextinguible, cuya llama asciende para siempre jamás".
Mosíah 2:38
 Imagen del discurso del rey Benjamín, por Walter Rane vía lds.org
KnoWhy #80
"Y plantaron sus tiendas alrededor del templo, cada hombre con la puerta de su tienda dando hacia el templo, para que así se quedaran en sus tiendas y oyeran las palabras que el rey Benjamín les iba a hablar".
Mosíah 2:6
Discurso del Rey Benjamín, por Minerva Teichert
KnoWhy #79
“[T]ú eres rey y gobernante de este pueblo que el Señor Dios nos ha dado."
Mosíah 1:10
La corte celestial, el ábside en la Parroquia de San Benedicto
KnoWhy #17
"Y les dije: ¿Habéis preguntado al Señor?"
1 Nefi 15:8